SUBURBANA, la novela de Claudio Mazza en el barrio de Palermo de Buenos Aires

//SUBURBANA, la novela de Claudio Mazza en el barrio de Palermo de Buenos Aires

SUBURBANA, la novela de Claudio Mazza en el barrio de Palermo de Buenos Aires

El próximo SÁBADO 30 DE ABRIL a las 20:00 se presenta la novela Suburbana en ALAMUT Libros, Borges 1985, Palermo, Ciudad de Buenos Aires.

Suburbana, Los suburbios de la Historia están llenos de pequeñas heroicidades que los libros no registran

 

“Creanme: de Suburbana no se puede decir “para ser una primera novela está muy bien”. No. Con esta increíble novela, Claudio Mazza se incorpora, sin duda alguna,  al privilegiado elenco de la mejor escritura en español. Para mí, se ha convertido en uno de los principales autores a seguir; e incluso me atrevo a augurar que, de seguir así, la suya será una prolífica carrera.”

Reseña Recomendado por El Chico que Leía Demasiado.

Claudio Mazza nació en Buenos Aires, Argentina, en 1963. Es arquitecto por la Universidad de Buenos Aires, donde también ejerció la docencia. Estudió pintura con Kenneth Kemble y escenografía con Gastón Breyer. Reside en España desde 1990. Ha cursado talleres literarios en Fuentetaja, de edición en Ámbito Cultural y el Máster de Escritura Creativa de Hotel Kafka, así como el taller de novela de Billar de Letras. Además de dirigir su estudio de arquitectura en Madrid, escribe y colabora con publicaciones literarias on line, como Falsaria y Tertulectos. Ha escrito cuentos, reseñas y microrrelatos (alguno traducido y publicado en Francia). Suburbana es su primera novela.

SINOPSIS DE SUBURBANA

“Suburbana arranca con una llamada de teléfono en la madrugada. El padre de Renzo, un argentino exiliado en Madrid, debe ser operado de urgencia y su hijo decide viajar de inmediato a Buenos Aires. Su regreso estará marcado por la inesperada aparición de una joven llamada Alma, junto a la cual desgranará la trayectoria vital de dos familias cuyo destino corre paralelo a la historia de su país.

La muerte de Perón, el golpe de Videla, la guerra de las Malvinas o el corralito desfilan por las páginas de una obra en la que los protagonistas son esos héroes anónimos que habitan los suburbios de la Historia y cuyas hazañas no son recogidas por los libros; una novela que funde con maestría pasado y presente para hablar de la memoria, los diferentes modelos de familia y el desarraigo del exilio.

Claudio Mazza se sirve de la crónica argentina del cambio de milenio para construir un relato emotivo y apasionante, dotado de una profundidad y un dominio del lenguaje admirables.

ENTREVISTA CON CLAUDIO MAZZA

CB5J1hqWMAABieC

Claudio Mazza:

«Argentina es un país fascinante, es un personaje en sí misma: caótica, agresiva, desbordante, hermosa, cálida, llena de potencialidades, ingobernable, agotadora, apasionada… Es como un amante del que no quieres ni puedes desengancharte.»

Pregunta: ¿Qué lleva a Claudio Mazza, de profesión arquitecto, a escribir Suburbana?

Claudio Mazza: La lectura ha sido la única actividad en la que he sido constante durante toda mi vida y, como todo buen lector, siempre he soñado con mi propia novela pero no me animaba a encararla, me parecía algo demasiado serio, me daba demasiado respeto. Hace unos años, y a raíz de algunas experiencias vitales, pensé que ya era tiempo y, venciendo los miedos, me puse a contar historias y a reinterpretar experiencias. Suburbana es el resultado de ese camino.

P.: El libro es, entre otras muchas cosas, un retrato de esos héroes anónimos que habitan más allá de las páginas de los manuales de Historia. ¿Por qué los has elegido como personajes centrales de tu primera novela?

Claudio Mazza: Un gran amigo, que se fue hace un par de años, siempre se sorprendía de las increíbles historias vividas que cualquiera puede contarte. Abría muy grande los ojos y exclamaba: «¡La vida de las personas…!». Me interesan las historias pequeñas, intimistas. Detesto las novelas de héroes de bronce o de grandes hazañas y no soporto las películas de alto presupuesto y parafernalia ostentosa.

Quiero historias donde cualquiera pueda verse representado. La gente común es mucho más interesante que lo que ella misma cree.

P: La obra hace confluir los hechos de la trama de ficción con sucesos históricos de Argentina y España. ¿Qué dificultades te ha planteado trabajar con ambos materiales? ¿En qué medida se sustentan uno sobre el otro?

Claudio Mazza: Más que dificultad sentí la responsabilidad de cotejar que todos los datos que creía recordar fueran ciertos, se ajustaran a las fechas y momentos e investigué para no cometer errores. Lo narrativo y lo histórico se sustentan todo el tiempo porque no concibo la vida al margen de la realidad sociopolítica. Somos gregarios, pertenecemos a un momento y a un lugar únicos y eso, aun contra nuestra voluntad, nos condiciona y nos pauta el camino. Somos animales políticos y como tales nos relacionamos.

P.: Nos gustaría saber algo que seguro te vas a hartar de responder: ¿Cuáles son tus influencias literarias? ¿De qué manera están presentes en Suburbana?

Claudio Mazza: Creo que puedo sentirme infuido por autores muy diferentes. Destacaría como horizontes inalcanzables hacia los que querría dirigirme: la capacidad de Manuel Puig (La Traición de Rita Hayworth, El beso de la mujer araña) para utilizar los códigos del folletín y el melodrama en el tratamiento de los grandes temas; la maestría de Ricardo Piglia (Plata quemada, Respiración Artificial) para «no contar» lo importante; la inventiva sorprendente de Paul Auster (Leviatan, La noche del oráculo); la precisión del lenguaje de John Banville (El mar); la intimidad de Jhumpa Lahiri (Tierra desacostumbrada). Y decenas de autores más, todos y cada uno de ellos bajo el paraguas perpetuo e infinito de Borges, claro. Me encantaría saber si, en alguna medida, están presentes en Suburbana…

P.: Como exiliado argentino en Madrid, ¿en qué te identificas con el protagonista? ¿Cuánto hay de Claudio en Renzo?

Claudio Mazza: Soy de los que creen que escribir es escribirse. Nací en Argentina y, por lo tanto, he convivido con el psicoanálisis como con una floreligión. Una vez me dijeron que la literatura es una continuación lógica de la terapia porque es un trabajo de introspección y, a veces, de exorcismo. Hay mucho de mí en Renzo, pero también en Alma, en Fedra, en el Viejo… Se escribe desde la experiencia. No se puede no estar presente en todos los personajes. Concretamente, las historias de Suburbana son imaginadas pero todas podrían haber ocurrido tal cual. Como dice Herta Müller: «La lengua es un ofcio distinto al de la vida».

P.: Suburbana abarca un período de tiempo que va de 1968 hasta el corralito en 2001. ¿En qué ha cambiado la sociedad argentina desde entonces?

Claudio Mazza: Quiero creer que la estabilidad política es un valor asentado e inamovible. Me parece que hay menos conformismo, más cuestionamiento y rebeldía que en el pasado y eso es bueno. Argentina es un país fascinante, es un personaje en sí misma: caótica, agresiva, desbordante, hermosa, cálida, llena de potencialidades, ingobernable, agotadora, apasionada… Es como un amante del que no quieres ni puedes desengancharte. Un país donde vivir siempre es un esfuerzo, una lucha, pero del que nunca te vas, nunca te despegas. Y Buenos Aires es una ciudad-droga, una adicción, como Berlín, como New York. Creo que es una de esas ciudades que nadie debería dejar de conocer, sabiendo a la vez que se corre el riesgo de no querer abandonarla.

P.: La crisis moral, política y económica vivida en Argentina en el cambio de milenio, ¿en qué se parece a la crisis que vive Europa hoy en día?

Claudio Mazza: Argentina fue el ensayo general de unas políticas financieras que luego se globalizaron y nos llevaron al 2007. No hay diferencia porque no son dos crisis, es la continuidad del desbarranque del sistema capitalista que, en su hundimiento inevitable, va dando manotazos de ahogado cuyos golpes afectaron ayer a Argentina, a Latinoamérica, hoy a Europa, mañana… El capitalismo ultraliberal ha aprendido que, para mantener el poder económico de siempre, ya no necesita golpes militares, ni protectorados imperiales. Basta con esta democracia descafeinada que vivimos, donde los gobernantes no son más que los empleados de atención al cliente de las trasnacionales que nos gobiernan. Y si un país intenta rebelarse… Argentina 2001, Grecia 2015… Desde que empezó esta etapa de la crisis, en 2007, vengo repitiendo la misma frase: esta película ya la vi.

P.: Y para finalizar, una frase para definir la novela…

Claudio Mazza: Suburbana habla de la gente que cree que no le pasa nada en la vida, que se piensan simples y previsibles, que miran el mundo por la tele como si ellos no fueran parte de lo que pasa. Todos hacemos la Historia.

CRÍTICAS

«A medida que leía esta novela me iba ocurriendo algo extraordinario: parecía que sus personajes estaban más vivos que muchas de las personas reales que conozco. Y eso solo ocurre porque Claudio Mazza, además de una técnica impecable, tiene cosas profundamente humanas que contar», Ronaldo Menéndez.

«Un autor que, con un pie en cada uno de sus mundos, nos demuestra que la nostalgia no es un error sino la mejor manera de reconciliarnos con nuestro pasado. Con aquello que fuimos y que ya nunca dejaremos de ser. Una novela espléndida», María Tena.

NOTA DE LOS EDITORES

Hace algo menos de un año, al finalizar la presentación de El armario de acero y Los deseos afines en una céntrica librería madrileña, se acercó a nosotros uno de los asistentes. Con un inequívoco acento argentino, dijo llamarse Claudio Mazza y tener el manuscrito de una novela que le gustaría hacernos llegar. Días después nos envió por correo electrónico un archivo con el sugerente título de Suburbana que empezaba así:

Mi bisabuelo Dante llego a la vieja casa del barrio de Balvanera con un niño de pocas semanas en brazos.

Cuando entro al dormitorio y se planto frente a su mujer diciendo: «Este hijo es mío y a partir de hoy también es tuyo; vas a criarlo junto a los que ya tenemos y lo querrás como si lo hubieras parido», mi bisabuela Otilia se quedo mirándolo un buen rato sin hablar, sin pestañear.

Alentados por un comienzo tan prometedor (que en su capacidad evocadora nos remitió a otros célebres inicios de novelas del boom latinomericano), devoramos casi sin pausa las más de doscientas páginas de una obra que iba creciendo antes nuestros ojos a medida que profundizábamos en la historia de Renzo y su familia, relato que corría paralelo a algunos de los hechos más señalados de la reciente historia de Argentina y España. Desde que finalizamos aquella primera lectura de Suburbana, tuvimos la necesidad de compartir con el resto de lectores las emociones que Claudio nos había hecho sentir (han sido muchos los amigos y conocidos a los que hemos machacado durante este año con la cantinela «vamos a publicar una novela que os va a entusiasmar»). Y ahora que el libro llega a las librerías, solo esperamos que todos aquellos que se acerquen a sus páginas disfruten tanto como nosotros de este relato sobre los héroes anónimos que hacen avanzar el curso de los acontecimientos.

FICHA TÉCNICA

  • Diseño de cubierta: Raúl Lázaro
  • ISBN: 978-84-942413-7-6
  • Número de páginas: 264
  • Formato: 14 x 21 cm.
  • Encuadernación: rústica con solapas
  • Precio: 18,95 euros (IVA incluido)
  • Fecha de lanzamiento: 13 de abril de 2015 en España, en formato e-Book y 30 de abril del 2016 en Argentina.

SUBURBANA disponible en formato EBOOK
HAZ CLICK con tu distribuidor favorito:

By | 2016-10-19T11:05:58+00:00 viernes, 22 Abr 2016|Cultura Argentina|

About the Author:

Nacido en el año 72 en Buenos Aires, es Licenciado en Marketing de la Universidad C.A.E.C.E. de Buenos Aires y con Master en Dirección de Arte de CICE en Madrid. Productor, diseñador gráfico, diseñador editorial y webmaster. Desde 2005 trabaja en DIVERSIDAD VISUAL.

Coméntanos esta nota

Leave A Comment